Mi autobiografía: Capítulo 8

23 de noviembre de 2016


¡Hola! Hace tiempo que no vengo a escribir por aquí, no se piensen que me he olvidado de ustedes jajajaja. Simplemente estoy muy ocupada con el máster, no he seguido escribiendo acerca de él, pero se está poniendo cada vez más duro y todo mi tiempo se lo dedico a hacer trabajos para clase. 

Además llevo enferma todo el mes de noviembre. La noche de Halloween salí con mis tías y como una de ellas fuma, mi pelo y mi ropa acabó oliendo a tabaco. Al volver a casa, pasada la medianoche, no quería acostarme oliendo así, aunque luego cambiara el forro de la almohada... me daba asco ese olor. Así que me metí en la ducha. Como era tan de noche y para no despertar a mi familia, no cogí el secador del pelo y me fui a mi cuarto a dormir. Y adivinen qué? La ventana de mi cuarto estaba abierta y hacía tanto frío que me dio aire, y aunque la cerré, me levanté al día siguiente algo constipada.

Una semana después, cuando me estaba recuperando, bajaron las temperaturas de golpe y cogí frío en el pecho. No es que fuera descotada, ojo, llevaba una camiseta y una chaqueta, pero fue insuficiente porque me dio aire de nuevo. Ese día me compré una bufanda rosa muy bonita y muy barata, jajajaa. Pero "el mal" ya estaba hecho. Esa noche me costó dormirme porque cada vez que tragaba saliva, me dolía horrores la garganta. 

Y de esa "gripe" llevaba ya dos semanas recuperándome cuando anoche volví a coger frío. En serio, hasta mis compañeros que han vivido de Erasmus en Francia, decían que le recordaba al frío de allá. Y esta vez no fue por falta de abrigo porque llevaba una camiseta térmica, suéter, chaqueta, bufanda, gorros y guantes. Y unas botas con pelito por dentro. Aún así, me levanté esta mañana con más mocos y estornudando. 

Si sigo así os vais a quedar sin Tahis. Mientras tanto, yo me voy a comer que me queda una hora para salir a clase. Os dejo con el octavo capítulo de mi autobiografía que trata sobre mi primer novio.

¿Existe favoritismo en una clase?

7 de noviembre de 2016


¿Cuántas veces no hemos escuchado "es que la profe me tiene manía" o cosas por el estilo?

¿Es cierto, se coge manía a un alumno?

¿Y se tiene favoritos en un clase?

Sí y sí. Parecen las excusas típicas de un niño rebelde de 10 años para justificar sus suspensos. Y en algunos casos será así, pero desde mi experiencia como alumna toda mi vida y desde mi experiencia reciente como "casi" profesora, puedo afirmar rotundamente que sí.

Yo me he sentido desplazada por profesores que ni me saludan al llegar a clase cuando yo sí doy los buenos días. En cambio, cuando ven a su niñito o niñita del alma, se acercan a darle dos besos...

A mí desde el colegio mis profesores me enseñaron que cuando llegábamos a clase teníamos que saludar a nuestros compañeros y compañeras por igual. Que si entrábamos y saludábamos a nuestros amigos o amigas con un beso, estaba bien. Pero entonces tendríamos que besar a los demás. Gente que estaba incluso en el mismo grupito pero que ignorábamos sin querer porque no eran nuestros besties.

Pero desde nuestra posición de niños y niñas de 10 años no sabíamos ponernos en el lugar del otro, para nosotros aquello estaba bien. Pero mis profes, personas adultas, sí se dieron cuenta y nos lo hicieron entender.

¿Cómo es que entonces, en la universidad, donde todos somos adultos, se ignora ese hecho? No es que quiera que me saluden mis profesoras con un besito en la mejilla como a las otras, sino con un simple "buenos días" que yo sí dije.

Son detalles, como invitar a todo un grupo de una clase a desayunar en la cafetería y al otro grupito no avisarlo... Es discriminación. Tan pequeña y naturalizada que es invisible. Pero lo es.

Yo me he topado con profesores que ya me conocen desde 2010 sorprendidos con mi forma de ser. Porque yo soy calladita, paso desapercibida... Pero una vez que me conoces ves que también soy divertida y que tengo otras cualidades. Pero claro, te vienes a fijar ahora... XD

O también he tenido la misma nota que un compañero en un examen y acabar teniendo menos nota que él en las actas. ¿Por qué? Porque por lo visto hacer la pelota también era una tarea que yo no hice ;)

Y así con todo... Y también hay manías... Cuando una alumna, buena amiga mía, pregunta las cosas varias veces porque necesita más tiempo para entenderlas y la profesora rueda los ojos y la manda a callar porque quiere terminar de explicar primero y responder preguntas después... O cuando suspendes un examen con un 4,8 y otra chica con un 4,3 y a ella la llama a su despacho para que corrija los fallos y aprobar y a ti no...

C'est la vie!

Cinco años loqueando entre cuerdos con vosotros

29 de octubre de 2016


Qué ganas tenía de volver a escribir en el blog y de hacerlo sobre esta entrada... ¡El 5º aniversario de Una loca entre cuerdos! Dios mío... No me lo puedo creer. El primer año ya me costó trabajo creerme que llevara 1 año jajajajaja, imaginaos 5. No hay palabras.

Este blog significa muchas cosas para mí, lo creé muy jovencita, con 19 añitos, y muy ilusionada con todo. Ahora miro hacia atrás y veo las cosas que publicaba y me emociono bastante. Me arrepiento de haber eliminado las más de 80 entradas del 2011 al 2012 que tenía. Aunque he justificado ese hecho veinte mil veces en los aniversarios anteriores y en otras entradas, os recuerdo que fue porque necesitaba eliminar todos esos recuerdos de mi vida. Fue el primer renacimiento del blog, pero no ha sido el último. En mi vida, como en la de todos, hay etapas. Y esas etapas han ido quedando reflejadas en mi blog.

En junio del 2015 sufrí un no sé qué, una especie de bajón emocional que me hizo cerrar el blog casi hasta septiembre. En realidad lo mantuve abierto, pero me refiero a que no había nada, ni una sola entrada ni un solo gadget. NADA. Mucha gente se asustó y me escribió pensando que ese sería el final de Una loca entre cuerdos. Pero me dije que jamás de los jamases, que no dejaría este blog. Y así llegó el segundo renacimiento del blog. 

Y desde entonces el contenido del blog sigue siendo el mismo, son entradas personales donde os cuento mi vida. Pero quizás, el estilo sí que ha cambiado. Empecé a escribir acerca de mis prácticas y lo hice semanalmente, igual que ahora con el máster. Mi primera semana de prácticas no tuvo mucho éxito, la segunda ninguno, la tercera y la cuarta sí, la quinta y la sexta más o menos y la séptima nada de nada. Pero a mí me gusta ese formato de ir publicando semana a semana acerca de lo que estaba haciendo. Además, la experiencia de las prácticas fue muy provechosa y me alegro un montón de haberla compartido en el blog.

En abril os compartí una historia más digna de esta época de Halloween porque pone los pelos de punta y os aseguro que ocurrió de verdad. 

En mayo publiqué una entrada a la que le tengo mucho cariño porque se nota lo desesperada que estaba ya por acabar la carrera y mi frustración con el mundo jajajajaja.

En junio comencé con mi biografía que aún ando publicando, ¿os acordáis? Me hizo mucha ilusión que os gustara tanto la idea y comencé publicando todos los jueves hasta que no pude más y ahora estoy intentando volver a cogerle el ritmo jajajajaja.

En julio empecé con el primer capítulo de la autobiografía y os hablé de una frase con mucho significado para mí y que algún día me quisiera tatuar.

En agosto, como no, os traje una entrada especial por mi cumpleaños. Pero que tiene 0 comentarios. Gracias XD. Y también mi cambio de look, que por cierto, no veáis lo rápido que me ha crecido el pelo. Ahora me lo quiero cortar todo pequeñito.

En septiembre, al fin, acabé la carrera y os compartí la terrible experiencia que fue. Qué asco de universidad. La ironía es que ahora tengo profesores que me dieron en la carrera enseñándome a cómo ser mejor profesora en el máster... ¡JÁ! La primera entrada fue un resumen de toda la semana, la segunda habla de los días previos a mi exposición oral y todo lo que había pasado, la tercera habla de cómo conseguí aprobar y las humillaciones que sufrí.

Y ahora en este octubre continúo con el formato de "Mi primera semana..." para hablaros del máster. Sí, me exigen un montón y me quiero morir, pero me gusta porque es el último paso. Y será por eso que soy capaz de verme ya en junio con el máster aprobado y tomando el sol en la playa.

Vamos a seguir con la tradición de nombrar el número de seguidores del blog, este año no he crecido tanto como años anteriores, en 2015 tenía 262 y este año tenemos 271. Pero realmente, la calidad de mis seguidores, que son muy pocos, es increíble y para mí sois suficientes.

P.D: En el tercer aniversario, una amiga y bloggera llamada Meli, me retó a hacer un vídeo diciendo las 3 cosas que más me gustaban de mi blog. Y en el cuarto aniversario, como me había gustado la idea, también hice un vídeo. Para este 5º aniversario no me dio tiempo a hacer ninguno, pero lo publicaré más adelante. Pueden proponer ideas para el vídeo en los comentarios ;)

Mi autobiografía: Capítulo 7

20 de octubre de 2016


¡Holaaaaaa! ¿Se pensaban que me había olvidado de los capítulos, verdad? Pues sí, un poco sí, para qué engañarnos jajajajajaja. He decidido retomar la costumbre de publicar los jueves un nuevo capítulo, el problema es que no están todos terminados jajajaja. Cuando empecé publicando el primero, llevaba una ventaja enorme, pero seguí publicando y publicando y esa ventaja se hizo menor y no tenía tiempo de escribir más por lo que pasó con el TFG.

Ahora el máster está siendo muy duro, pero poco a poco creo que podré encontrar un hueco, aunque sea quitándome horas de sueño jajajajajaja, para terminar lo que queda de la autobiografía. Pero en realidad, con los siete capítulos que ya tienen, conocen más de mi vida que mucha gente que me conoce en persona.

Espero que les guste este séptimo capítulo que habla de cuando tenía 16 años y entré por primera vez al instituto ;)

Mi tercera semana de máster

12 de octubre de 2016

¡Hola hola! ¿cómo están? Tenía muchas ganas de venir a escribiros y poneros al día, creo que iré haciendo este tipo de entradas semanales sobre el máster, pero es un curso entero (hasta mayo) osea que probablemente os aburráis de estas entradas o yo me aburra de hacerlas porque se hagan repetitivas y tediosas. En ese caso pasaría a hacerlas mensualmente, pero algo seguro que traigo porque me gusta mucho volver y leer las viejas entradas. Sobre todo últimamente que estamos a punto de cumplir 5 años en el blog y me siento nostálgica.Y hablando de aniversarios... Hoy es mi aniversario con Jorge y hacemos dos años de novios ^^

Mis 2 primeras semanas de Máster

5 de octubre de 2016


¡Hola hola! ¿Cómo están? Yo los echaba de menos jajajajaja, necesitaba actualizar y poneros al día del máster y de mi vida en general. Me he dado cuenta de que probablemente este sea el último curso que use la etiqueta #estudios en el blog, jajajajaja. Bueno, espero... no vayamos a ser gafes.